Propone Ministra abrir la puerta a farmacéuticas para impugnar patentes de medicamentos de otras empresas

Por Pablo Daniel N

La Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) discutirá un proyecto que podría permitir a las farmacéuticas impugnar las patentes de medicamentos de otras empresas para poder elaborarlos.

La ministra Margarita Ríos Farjat presentará esta propuesta ante la Primera Sala de la Corte esta semana.

El caso en cuestión involucra a Sandoz S.A. de C.V., una compañía líder en medicamentos genéricos y biocomparables que busca elaborar un medicamento para prevenir accidentes cerebrovasculares, el cual actualmente es producido por la farmacéutica Pfizer con partículas de apixabán. La patente de este medicamento vence en febrero de 2031.

En 2020, Sandoz solicitó al Instituto Mexicano de la Propiedad Industrial (IMPI) iniciar un procedimiento para declarar nula la patente de Pfizer, argumentando que carecía de novedad, claridad, soporte y suficiencia descriptiva, actividad inventiva y aplicación industrial. Sin embargo, el IMPI determinó que Sandoz no tenía interés jurídico para impugnar la patente.

Sandoz presentó un juicio de nulidad que confirmó la decisión del IMPI, y posteriormente interpuso un juicio de amparo argumentando la inconstitucionalidad del artículo 188 de la Ley de la Propiedad Industrial, que requiere un interés jurídico para solicitar la nulidad de una patente y excluye otros tipos de interés.

El caso llegó al Tribunal Colegiado, que negó el amparo, y ahora se encuentra en la SCJN. La ministra Margarita Ríos Farjat propondrá otorgar el amparo para que se reconsidere la petición de Sandoz, argumentando que las personas sin interés jurídico también pueden solicitar al IMPI que evalúe los hechos y pruebas que presenten. Esto permitiría que la Sala del Tribunal Federal de Justicia Administrativa emita una resolución fundada y motivada sobre si se inicia un procedimiento administrativo.

En su proyecto, la ministra destaca que esta interpretación del artículo 188 de la Ley de la Propiedad Industrial respeta el principio de acceso a la justicia y amplía el interés jurídico a un interés legítimo para impugnar una patente. Además, señala que las empresas farmacéuticas tienen el conocimiento técnico necesario para aportar información relevante al IMPI en casos de patentes en el ámbito farmacéutico.

Este proyecto busca maximizar el beneficio para la población en general al permitir que se impugnen patentes incorrectamente otorgadas, lo que podría permitir la producción y comercialización de medicamentos genéricos que antes estaban vedados debido a una patente previa.