Promueve PT endurecer penas a servidores que cometan delitos contra medio ambiente

Por Estefanía Vázquez

El diputado Luis Enrique Martínez Ventura (PT) presentó una iniciativa que reforma el artículo 420 Quáter del Código Penal Federal, con el propósito de endurecer las penas contra aquellos que, en su calidad de servidores públicos o en complicidad con ellos, participen en actos de corrupción, en los que se altere documentación para omitir información relevante sobre deforestación de selvas, bosques y otros ecosistemas en México.

En un comunicado detalló que con esta reforma se pretende que estos ilícitos contra la gestión ambiental se persigan de oficio por parte de la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente, y con ello se garantice una respuesta efectiva y oportuna ante las violaciones a la normativa ambiental, sin depender exclusivamente de demandas presentadas por terceros.

Aseveró que con estas modificaciones a la ley se contribuirá a fortalecer la protección de bosques y selvas, así como garantizar una gestión forestal sostenible, que promueva la conservación de la biodiversidad y el uso responsable de los recursos naturales, para que se enfrenten eficazmente los desafíos del cambio climático y la escasez de agua, en beneficio de las generaciones presentes y futuras.

Martínez Ventura reveló que se han encontrado casos en los que se asientan datos falsos en registros, bitácoras u otros documentos, para simular el cumplimiento de las normativas ambientales; por ello, agregó, la imposición de penas más severas, como la ampliación del rango de prisión será de tres a ocho años y la multa de mil a cinco mil días, promoverá la transparencia, rendición de cuentas y la integridad del medio ambiente.

“Es muy importante que el Estado asuma un papel activo en la promoción de una cultura de cumplimiento ambiental y en la persecución de aquellos que atenten contra ella. Gracias a esta reforma, se reforzará el marco legal para combatir la corrupción en éste ámbito y proteger los recursos naturales del país y la salud pública”, concluyó.