PRI presentará iniciativa para que la leche sea reconocida como un alimento y no una bebida

Por Estefanía Vázquez

La diputada María del Refugio Camarena Jáuregui (PRI), presidenta de la Comisión de Ganadería, informó que presentará una iniciativa para reformar el artículo 215 de la Ley General de Salud, con la finalidad de que a la leche se le dé el reconocimiento de alimento y no de bebida, como actualmente lo establece.

En conferencia de prensa, acompañada de productores pecuarios e integrantes de organizaciones lecheras, explicó que esta iniciativa será de gran utilidad para detonar la producción y consumo de este alimento, lo que beneficiará con mayor presupuesto y políticas públicas al sector, ya que actualmente no se tienen apoyos suficientes, ni subsidios para que se desarrolle plenamente esta actividad.

Comentó que la composición nutricional de la leche la hace un alimento completo y equilibrado, por lo que integra la canasta básica y es imprescindible en la mesa de las y los mexicanos, donde más del 77 por ciento de los hogares tienen acceso y consumen leche.

La leche y los derivados lácteos son alimentos que deben estar permanentemente en la dieta de las personas, independientemente de su estado físico, debido a que proporcionan al organismo valiosos elementos nutricionales, destacó la legisladora.

Es un alimento rico en minerales, vitaminas, azúcares, proteínas y grasas, los cuales ayudan a proteger de bacterias infecciosas la salud de la población, abundó.

 “Ayudan a fortalecer el sistema inmunológico para tener huesos fuertes; a reducir la presión sanguínea y a prevenir enfermedades crónicas como las cardiovasculares, el síndrome metabólico, el cáncer de colon, el cáncer de vejiga y la diabetes tipo 2, entre otras”, compartió.

Esta reforma fortalecería directamente el derecho a la alimentación nutritiva suficiente y de calidad, fortalecería a toda la cadena de producción lechera, fortalecería el presupuesto para el sector lechero, siendo un sector estratégico para la ganadería de nuestro país.

Comentó que la Suprema Corte de Justicia de la Nación ha establecido en diversos criterios que la leche es un alimento con alto aporte nutricional, “y esto es un pendiente que tenemos que atender como legisladoras y legisladores comprometidos con la alimentación, salud y la economía del país”.

Por otro lado, dijo, es de relevancia visibilizar la complicada realidad de los productores; por ejemplo, el programa de precios de garantía establece que la compra de leche fluida es de 10 pesos, pero a las y los pequeños productores se los pagan en ocho o nueve.

Además, la inflación, que está muy cerca del nueve por ciento, ha repercutido en la escala de precios de productos de la canasta básica, por ejemplo, la leche subió un 13 por ciento al consumidor, lo cual representó el incremento más alto desde diciembre de 1999, puntualizó.

También, acotó, el Programa de Abasto Social de Leche a cargo de Liconsa, desde el año 2020, ha disminuido su presupuesto. Asimismo, la abastecedora social de leche ha disminuido su padrón de productores, bajando de 13 mil productores a menos de cuatro mil.

Expuso que un aspecto que afectó severamente al pequeño productor de leche es la dependencia de importaciones, pues el Gobierno Federal compró 20 mil toneladas de leche en polvo a los Estados Unidos, y para finales de este comprará un total de 50 mil toneladas, prefiriendo pagar 13 pesos por litro a la leche importada, en lugar de pagárselos a los productores nacionales.

Agregó que, desde 2018, el presupuesto para las actividades ganaderas ha disminuido más de tres mil millones de pesos, es el 99 por ciento de los recursos que se le daba anteriormente al sector pecuario.

El presupuesto que propone el Ejecutivo Federal para la Secretaría de Agricultura y Desarrollo Rural en el ejercicio 2023 es de más de 70 mil 500 millones de pesos, que representa el 100 por ciento del presupuesto de la dependencia; a ganadería solamente le están dando 52 millones de pesos, es decir, el 0.1 por ciento.

 “¿Qué va hacer el sector lechero y los más de 800 mil ganaderos que somos en el país, con el 0.1 por ciento de este presupuesto? Esto apunta a una desigualdad y descobijo total por parte del gobierno de México a los productores de leche”, subrayó.

En la conferencia de prensa estuvieron presentes representantes de la Comisión Ejecutiva bovinos-leche, de Femeleche, de la Cámara Nacional de Industriales de la Leche (Canilec) y del Consejo Nacional Agropecuario, así como de productores de las cuencas lecheras de Jalisco, Hidalgo y la Comarca Lagunera, con quienes previamente tuvo una reunión para abordar las problemáticas, necesidades y retos que tienen las cuencas lecheras del país.