Plantea PVEM dar más facultades a entidades federativas para legislar en materia ambiental

Por Estefanía Vázquez

La diputada Karen Castrejón Trujillo (PVEM), presidenta de la Comisión de Medio Ambiente y Recursos Naturales, informó que impulsa una iniciativa para que las entidades federativas tengan más facultades y obligaciones de legislar en materia ambiental, particularmente en materia de reciclaje y reutilización de residuos.

Informó que su propuesta plantea modificar el artículo 100 de la Ley General para la Prevención y Gestión Integral de los Residuos, para “evitar que leyes locales sean declaradas inconstitucionales, al ser impugnadas por parte de quienes se oponen a restringir o prohibir el uso de algunos productos que contienen materiales plásticos».

Refirió que la Suprema Corte de Justicia de la Nación se pronunció en agosto pasado sobre la inconstitucionalidad del modelo de reformas legislativas que ha permitido avances significativos en la mayoría de las entidades federativas.

“La controversia surgió debido a que sólo la Federación tiene la facultad de dirigir la política ambiental nacional para definir en las Normas Oficiales Mexicanas los mecanismos de reducción, reciclaje y reutilización de residuos», comentó.

Por esta razón, dijo, propone establecer que las leyes locales contengan prohibiciones sobre la entrega de determinados productos, envases, empaques y embalajes de plástico y poliestireno expandido que al desecharse se convierten en residuos.

Castrejón Trujillo destacó que “gracias a las reformas aprobadas en algunas entidades, hoy en día hay restricciones a la entrega de bolsas de plástico, popotes y productos desechables, que han sido bien aceptadas por la ciudadanía y han permitido generar conciencia para transitar hacia modelos de consumo más sostenibles”.

La iniciativa precisa que, «sin perjuicio de que la Federación continúe con la facultad de emitar las normas oficiales, se revise la legislación nacional y se garantice el derecho a un medio ambiente sano para el desarrollo y bienestar de cualquier persona, así como el cumplimiento del principio de progresividad de los derechos humanos, en su vertiente de no regresividad, consagrado en el párrafo tercero del artículo 1° de la Constitución Política».

Castrejón Trujillo argumentó que la mayor parte de los productos elaborados con materiales plásticos concebidos para “usar y desechar”, como bolsas de plástico, popotes, vasos, platos, cubiertos y demás utensilios desechables, terminan en ríos, playas, bosques y mares, en perjuicio del equilibrio del suelo, los ecosistemas marinos y la fauna, con afectaciones a la cadena trófica, incluso de los seres humanos.

Indicó que en un escenario catastrófico, de acuerdo con el Foro Económico Mundial, «si no se toman decisiones urgentes, en el año 2050 habrá más plástico que peces en el mar”.