“Economía de la 4T es un desastre”: PRI

Por Estefanía Vázquez

Los diputados federales Brasil Acosta Peña y José Antonio Gutiérrez Jardón, del PRI, aseguraron que “la economía de la 4T es un desastre, hay problemas inflacionarios, baja inversión, salida de capitales, obras al doble del costo que se dijo y disminución del salario real”.

Sobre la discusión de la glosa en materia de política económica, Brasil Acosta subrayó que se ha reducido el pronóstico de crecimiento por parte de la OCDE de tres al 1.5 por ciento para 2023, situación que puede generar una crisis severa.

Acusó a la actual administración de no generar progreso económico, científico y tecnológico para ponerlo al servicio de nuestro país, además de no impulsar mecanismos necesarios para aplicar a trabajos más productivos.

“Los elementos de la realidad nos dicen que no se ve la luz al final del túnel y que la luz que se ve es la de una locomotora que viene con fuerza a aplastarnos. Es decir, la locomotora de la economía de la cuatro T, pero preparémonos para el embate de ese tren, pero al mismo tiempo preparémonos para parar a ese tren”, señaló.

A su vez, el diputado José Antonio Gutiérrez Jardón señaló que después de cuatro informes de gobierno del Ejecutivo Federal, la economía mexicana sigue estancada y la promesa de crecer al cuatro por ciento anualmente en 2024 ha quedado en una simple anécdota, mientras las familias mexicanas están sufriendo las consecuencias.

Expuso que en este 2022 la inflación es la más alta de los últimos 21 años al alcanzar una tasa general de 8.7 por ciento y una de 14 por ciento en los productos alimenticios; pese a que el Banco Mundial aumentó las previsiones de crecimiento para México este año, de 1.7 a 1.8 por ciento; para 2023 marcó una reducción de 1.9 a 1.5 por ciento.

Mencionó en el rubro de generación de empleo, el registro de trabajadores ante el Seguro Social apenas alcanzó 1 millón 157 mil en casi cuatro años, mientras la producción total promedio de crudo en 2020 se ubica en 1.67 millones de barriles diarios, cuando en 2018 era de 1.8 millones.

El representante del partido tricolor sostuvo que los números no mienten por lo que se debe reconocer que el rumbo económico no es el esperado y las consecuencias negativas de la caída de la economía sobre el empleo, los ingresos y los niveles de pobreza, son más que evidentes.