Destruye Aduana más de 18 millones de cigarros ilegales

Por Karina Salas

El Titular de la Agencia Nacional de Aduanas de México (ANAM), Horacio Duarte

Olivares encabezó la destrucción de 18.5 millones de cigarros ilegales asegurados en las 50 aduanas del país durante 2022, en el marco del plan “Combate a la corrupción y el contrabando: destrucción de cigarros ilegales”.

“Los 18.5 millones de cigarrillos que hoy destruimos son parte de alrededor de 50

millones de cigarrillos que tenemos en nuestras aduanas y que estaremos

destruyendo en los próximos días; eso tiene un impacto muy importante en materia

de salud y económico, ya que representa 350 millones de pesos que no se pagaron al fisco”, detalló Horacio Duarte Olivares durante el evento de destrucción de cigarros ilegales realizado en la Aduana de México–Pantaco.

De enero a agosto de 2022, la ANAM tiene registrado el aseguramiento de un total de 49.8 millones de cigarros en las 50 aduanas del país, decomisos que fueron producto de la labor de detección coordinada con las secretarías de la Defensa Nacional y de la Marina-Armada de México, gracias al intercambio internacional de información, al uso de equipos tecnológicos de revisión no intrusiva y al apoyo de binomios caninos, lo que ha permitido incrementar el número de decomisos de mercancías ilícitas y de seguridad nacional.

“La autoridad aduanera está empeñada en evitar que ingresen mercancías ilícitas a

nuestro país. Estamos modernizando los equipos tecnológicos en las aduanas, en los aeropuertos, para que la Agencia Nacional de Aduanas de México tenga un control mayor del ingreso de mercancías ilícitas y también un correcto cobro de los impuestos que por ley nos corresponden hacer”.

De igual forma, Horacio Duarte Olivares informó que la destrucción de más de 18

toneladas de cigarros ilegales forma parte de la estrategia para fortalecer la evasión

fiscal y el combate al contrabando de mercancías ilícitas que incumplen con las

normas regulatorias en materia de salud.

El Proceso de Destrucción consiste en:

1. Se coloca la mercancía ilícita en este Contenedor de Recolección.

2. Posteriormente se pesa la mercancía para verificar los datos y hacer el llenado de bitácora de destrucción.

3. El Contenedor de Recolección se coloca en el sistema de trituración.

4. Se acciona la Unidad Móvil de Destrucción Segura para la disposición final de los

residuos.

5. La mercancía ilícita, en este caso, los cigarros ilegales, son triturados y el producto queda irreconocible.

El titular de Aduanas de México reiteró el cumplimiento de la instrucción del

presidente Andrés Manuel López Obrador de combatir la corrupción y aumentar la

recaudación en las aduanas y frenar el contrabando de mercancía ilícitas en

coordinación con las Fuerzas Armadas.

“La Agencia Nacional de Aduanas, en coordinación con la Secretaría de la Defensa

Nacional, bajo el mando del secretario Luis Cresencio Sandoval y la Secretaría de

Marina-Armada de México, a cargo del almirante secretario José Rafael Ojeda Durán, hemos demostrado que podemos administrar las aduanas y trabajar juntos al servicio del país”, añadió Horacio Duarte Olivares.

Por su parte, el presidente del Consejo Nacional de la Industria Tabacalera

(CONAINTA), Hiram Vera Rivas dijo que de acuerdo con un estudio realizado por

Oxford Economics en 2021 sobre comercio ilícito de cigarros, “casi 19 por ciento de los cigarros consumidos en el país son ilegales y generan pérdidas fiscales anuales de más de 13 mil 500 millones de pesos”.

“El comercio ilícito de cigarros tiene consecuencias serias para la economía y las

comunidades: expone a los consumidores productos que no están regulados ni

sujetos a ningún tipo de control; facilita el acceso a los menores de edad a los cigarros; daña a la sociedad, a los fabricantes, a los comercios legítimos; desestabiliza los mercados y permite la competencia desleal en contra de la industria legalmente establecida”.

“Estos cigarros ilegales sin código de seguridad, además de representar un incumplimiento a la regulación sanitaria y una evasión de impuestos, representan un riego para la economía, la seguridad y un quebranto para la hacienda pública”.

Estas son algunas de las principales marcas de cigarros de contrabando que ingresan al país, provenientes de China, India, Vietnam, Cambodia y Emiratos Árabes Unidos, de acuerdo con la alerta emitida por la Comisión Federal para la Protección contra Riesgos Sanitarios (Cofepris).